Siria: el primo de Assad pide al dictador que salve su negocio en una posible disputa familiar

Post thumbnailBashar al Assad Foto: Kremlin.ru CC BY 4.0
El Gobierno sirio afirmó este sábado que las dos compañías de telecomunicación del país, Syriatel y MTN Syria, tienen que saldar sus deudas con el Estado después de un polémico y extraño vídeo en el que Rami Makhlouf, jefe de Syriatel, le pidiera a su primo, el presidente sirio Bashar al Assad, una renegociación para salvar la empresa.

En un comunicado, el Ministerio de Interior sirio aseguró que estas dos empresas deben responder antes del 5 de mayo para negociar los mecanismos del pago de la deuda de 333.800 millones de liras sirias (584 millones de dólares, al cambio actual) con el fin de regular sus permisos.

Este comunicado se publicó después de que Makhlouf, uno de los hombres más ricos de Siria, apelara directamente a Al Assad en un vídeo publicado en la noche del pasado 30 de abril.

En esta cinta, Makhlouf dice que espera las "instrucciones" de Al Assad para "reprogramar" los pagos "de manera satisfactoria para que la compañía no colapse por la cantidad" que debe, que según él alcanza los 130.000 millones de libras sirias (300 millones de dólares).

El Ministerio indicó en la nota que "los pagos que deben realizar las dos empresas deben hacerse (...) a sabiendas de que el desequilibrio fiscal existente en estos contratos afectan al valor del impuesto sobre la renta y el valor de las ganancias netas de los propios accionistas".

Además, indicó que esta suma de dinero "no tiene nada que ver" con el caso de evasión fiscal, por el que ambas empresas fueron multadas el año pasado y con "el que se está trabajando con el Ministerio de Finanzas", sin dar más detalles.

Makhlouf señaló en el vídeo, de 15 minutos, que está dispuesto a pagar la deuda de la empresa, que cuenta con 11 millones de usuarios, aunque la calificó de "injusta" ya que se justificó diciendo que el año pasado pagó 12 mil millones en impuestos.

"Por Dios, no estamos evadiendo impuestos o engañando al país y al Estado", dijo, y se preguntó: "¿Cómo puede alguien robar a su propia familia?".

Afirmó que está preparado para "abrir" todos los documentos para investigar lo sucedido, ya que dijo estar "cansado" de que le acusen de haber acumulado riqueza durante los nueve años de guerra en el país.

Sobre Makhlouf pesan sanciones de Estados Unidos y de la Unión Europea por su relación con Al Assad y es conocido en Siria por ser una figura en discordia acusado de corrupción por los manifestantes de las revueltas populares en 2011. EFE