Pase verde: ¿qué es y cuáles son las dudas?

Te explicamos todo sobre el pase digital que le permite a los inmunizados disfrutar la reapertura de la economía.
Post thumbnailBenjamín Netanyahu y el alcalde de Jerusalem, Moshe Leon, en la reapertura de bares.
Finalmente, luego de una campaña de vacunación reconocida en todo el mundo, Israel comenzó a reabrir su economía. Sin embargo, un hecho que no pasó desapercibido es el uso del “Pase Verde”, un certificado de vacunación que abre debates éticos y políticos.

Básicamente, el certificado garantiza que su portador ha sido vacunado con las dos dosis de la vacuna de Pfizer. Ésta es la que se utiliza en Israel y ya fue aplicada en la mitad de la población, incluido el 90% de los mayores de 50 años. Este certificado digital busca lograr que la apertura económica no dispare los casos de covid-19, que se encuentran en el orden de 3.600 nuevos casos diarios.

Para sacarlo, es necesario completar un formulario del Ministerio de Salud, único organismo con autoridad para hacerlo. Según la página oficial del ministerio, el pase te permite participar en gimnasios, piletas, eventos culturales, locales gastronómicos y exhibiciones, entre otros.

El dilema es que el pase puede terminar de convertirse en un método de división por estamentos de la sociedad. Así, se impone el debate sobre si es correcto separar a la población entre vacunados y no vacunados. A nivel global, la duda es cómo unificar criterios para que los países reconozcan los pases de otros estados. Actualmente, solamente Georgia reconoce el de Israel, y hay tratados con Grecia y Chipre para permitir un “turismo de vacunados”.

En ese sentido, es importante notar que Israel es el primer país en poner en marcha un plan semejante, pero no será el único. Úrsula Von der Leyen, la presidenta de la Comisión Europea, autoridad máxima de la Unión Europea, declaró que la propuesta del pase verde digital estaba siendo estudiada desde Bruselas, y que su aplicación no tardaría en ser efectiva.