Las protestas del “Día de la Nakba” pasaron sin mayores incidentes en la frontera entre Israel y Gaza

Post thumbnailIlustración Foto: Portavoz militar
El grupo terrorista islámico Hamás prometió llevar un millón de palestinos a las manifestaciones a lo largo de la frontera para el “Día de la Nakba” (“catástrofe” en árabe), que lamenta el fracaso en la guerra de 1948, emprendida junto a al menos siete países árabes para aniquilar al recién nacido Estado de Israel y expulsar a la población judía al mar. La histórica contienda terminó, en cambio, con entre 500 mil y 700 mil palestinos que emigraron voluntariamente o fueron forzadamente desplazados bajo el telón de fondo de los fieros combates.

Lo cierto es que ayer las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) contaron apenas 10 mil manifestantes palestinos, varios intentos de irrumpir a través de la valla fronteriza, y algunos alborotadores que arrojaron artefactos explosivos contra la cerca.

El Ministerio de Salud de Gaza, controlado por Hamás, dijo que 60 palestinos resultaron heridos en los enfrentamientos con los soldados israelíes, 16 de ellos con heridas de bala.

Un alto miembro de Hamás, le aseguró a Israel que ha llegado “el día de tu matanza”, durante una enfervorizada arenga pronunciada a los manifestantes palestinos junto a la frontera.

“Hemos venido a decirle al enemigo sionista, sus hombres, su Ejército, su Gobierno y su Parlamento (Knéset): ‘Vete de nosotros: Se acerca el día de tu masacre, exterminación y desaparición’”, aseveró Fathi Hamad, alto miembro de la Oficina Política de Hamás.

Los líderes de Hamás cancelaron incluso las clases en las escuelas para que los niños pudieran participar en las manifestaciones fronterizas, puntualizó un portavoz de las FDI.

Las FDI advirtieron sobre el peligro de exponer a los niños a la deshidratación y la ola de calor.

“Instamos a Hamás a mantener a los niños en las escuelas y no ponerlos en peligro en los disturbios”, indicó un comunicado del vocero castrense.

Las fuerzas de seguridad y los habitantes del sur del país se habían preparado para los miles de manifestantes de palestinos que se congregaron en varios focos a lo largo de la valla fronteriza. Según los reportes, las FDI emitieron un protocolo para disparar con fuego vivo mucho más estricto, bajo la autorización exclusiva de altos comandantes en el terreno, con el fin de mantener la calma, mientras se desarrolla el certamen de la canción de Eurovisión en Tel Aviv.

Los palestinos conmemoran el “Día de la Nakba” el 15 de mayo, un día después de la Independencia de Israel, según el calendario Gregoriano. La efeméride tuvo lugar en el primer aniversario del traslado de la Embajada de Estados Unidos a Jerusalén. El año pasado, el evento se tradujo en violentos disturbios en los que participaron entre 32 mil y 42 mil manifestantes, y 62 palestinos murieron. El líder de la Oficina Política de Hamás, Salah al Bardawi, aseguró entonces que 50 de los 62 fallecidos eran miembros de Hamás, y que esas eran “cifras oficiales”. La Jihad Islámica reportó que tres de los muertos era integrantes de su ala militar, la Brigada al Quds. Ocho de los palestinos fallecidos fueron abatidos durante un intercambio de fuego con las tropas israelíes.