Janco Dada: nueva muestra y programas de verano

Post thumbnail“Tunel” de Levin
“Uprooted” de Sima Lein y paseos familiares

En el Museo Janco Dada se presenta una nueva exposición que puede ser visitada físicamente en el espacio del museo y al mismo tiempo en su sitio web. Se titula  “Uprooted” (Desarraigados) y es una muestra de la artista Sima Levin sobre temas de la actualidad: refugiados, personas desplazadas e inmigrantes.

Canasta “picnic de arte”


El evento de apertura se realizará por Zoom con el artista Oz Zluff, Sima Levin y la curadora Rina Ganosov. La exposición estará abierta hasta el 30 de septiembre. Más información en el sitio web del museo: www.jancodada.co.il

Esculturas en la aldea


Levin lanza una exposición que se mostrará en proyección digital en el espacio físico del museo y, al mismo tiempo, en su sitio web, con proyecciones de dos grandes murales, que ella había comenzado a preparar para otra exposición individual en el museo y se postergó por el virus. Se trata de imágenes de refugiados en fuga y visiones de destrucción y devastación a las que les agregó dibujos y los procesó utilizando software digital. Esto es lo que se llama un “proyecto en proceso” o un “proyecto rodante”. La exposición individual, que incluye dos murales a gran escala en la técnica de pintura acrílica sobre papel, se ha convertido en una exposición de once obras digitales, con la idea de presentar la exposición individual según lo planeado en un futuro próximo. El plan es crear el collage de imágenes que se mostrarán en las obras de pared pero en otra técnica: grabado en madera.

Refugiados


Otra actividad que el Museo Janco Dada ofrece se adapta a la situación actual. Se presentan 2 programas de verano diseñados para toda la familia en el museo y en el espacio público. La temática trata sobre conocer de cerca el pueblo de artistas de Ein Hod. Se podrá caminar por el paisaje de pinos y los callejones sinuosos junto a casas de piedra, algunas muy antiguas. También se podrán ver las esculturas de bronce, piedra y otros materiales, incluidos aquellos que se remontan a tiempos inmemoriales y otros que nos hablan de arte contemporáneo, de artistas que emigraron a la aldea y encontraron su dominio al menos durante un período. Es una experiencia familiar enriquecedora que tiene lugar la mayor parte del tiempo al aire libre.

Otro programa es el “Picnic Art”: una experiencia diferente en el Museo, está abierto y no hay necesidad de registrarse con anticipación. Se puede llegar en grupo familiar y el precio es atractivo. Se podrá comprar una canasta de picnic de arte, que incluye un mapa de la aldea, un kit que combina actividades, materiales de arte y exploración y creatividad para un quehacer “museístico” y “no museístico”. Apto para familias con niños mayores de 4 años.