Un "Waze" para detectar las medusas en las playas de Israel

Grandes densidades de medusas pueden ocasionar daños en la infraestructura y en el turismo. A través de la ciencia ciudadana, un proyecto israelí busca solucionar este problema
Post thumbnailMedusa en las aguas de Israel. / Foto: Mijal Grosobitz (ZAVIT)
Dor Edelist camina en un día de verano en la playa de Atlit en el norte de Israel. Cuando se topa con una medusa varada, inmediatamente saca su smartphone para tomar una fotografía y reportar su presencia en la web-app que él mismo creó en conjunto son la Sociedad Israelí de Ecología y Ciencias Ambientales: www.meduzot.co.il

Recientemente las playas israelíes sintieron la llegada de un enjambre de medusas que está afectando a todas aquellas personas que realizan actividades marinas.

Edelist es un investigador que trabaja en el Departamento de Comunidades Marinas de la Universidad de Haifa y es un apasionado por la vida en el océano y las interacciones que los distintos animales tienen dentro de una comunidad.

Comenzó a obtener información acerca de las medusas en las costas Israelíes en el año 2008. En 2011 emprendió un largo camino para perfeccionar la página web para el reporte de presencia/ausencia de estos animales. Y por último, en 2014 creó el grupo de Facebook para compartir material gráfico relacionado.



Un estudio ha postulado que los bancos de medusas (grupos que pueden superar los mil millones de individuos y más de 11 millones de toneladas) en aguas israelíes son responsables de una disminución de hasta 10,5% en el número de visitas a la costa, lo que resulta en una pérdida anual de más de US$ 6,8 millones.

Actualmente, existen algunas medidas preventivas: una bandera violeta en la playa advierte ante la presencia de medusas y además hay protectores solares especiales y trajes de baño anti picadura. Pero la idea de Meduzot es que el público general y los profesionales puedan utilizar esta información para evitar encuentros inesperados con estos animales.

Más de 1 millón de visitas de usuarios

Meduzot utiliza herramientas de ciencia ciudadana para colectar y divulgar información acerca de las medusas en Israel. Un mapa muestra en tiempo real la distribución de estos animales en la costa Mediterránea. Recibe reportes de nadadores, surfers, pescadores, embarcaciones privadas, investigadores y buzos.

Sería una utopía pensar que se podrían cubrir todas las áreas en todo momento, pero aún así, se reciben muchos reportes en comparación a otros sistemas similares utilizados en otros países. Por ejemplo, medusapp.net (España) recibió 10 reportes en los últimos 4 meses, mientras que Meduzot alcanzó 10 en 2 días y más de 1 millón de visitas de usuarios en el último año.

El mayor desafío de este tipo de sistemas es lograr que las personas reporten equitativamente a lo largo de la costa.

“El reporte de la presencia de medusas es importante a nivel científico”, dice Edelist. Y añade:“Está información nos permite tener una mayor comprensión de estos misteriosos animales que abundan en todos los océanos”.

Misterio en el mundo científico

Las medusas siguen generando mucho misterio en el mundo científico: “hay muchas cosas que no sabemos acerca de ellas: no sabemos qué edad tienen, no sabemos cuánto viven y tampoco sabemos cuán rápido crecen”, dice Edelist. “Esto se debe a que son animales muy frágiles y por ese motivo no es fácil mantenerlos en cautiverio en un laboratorio.", afirma.

China es un pionero en la cría en cautiverio de estos animales. En este país hubo una sobrepesca de medusas para consumo gastronómico y por esto implementaron un programa de cría. Hoy en día liberan 400 millones de juveniles anualmente ya que son animales fundamentales en la red trófica y en la ecología del océano. Esto demuestra que no en todos lados hay un exceso de medusas.

Según Edelist, “todos están haciendo sonar la alarma, diciendo que cada año hay más medusas y que el mar se va a plagar de ellas, pero eso no es cierto. En algunos lugares hay más y en otros hay menos, pero cuando esto ocurre no llega a las noticias.”

"Crees que entiendes el mar, y luego llegan las medusas y te enseñan que aún puedes sorprenderte", concluye Edelist.

*ZAVIT – Agencia de Noticias Científicas y Ambientales de Israel