Tel Aviv y Jerusalén entre las 10 ciudades más caras del Airbnb

Post thumbnail
Los altos costos de los hoteles y apartamentos de vacaciones y el auge del turismo han hecho que los precios de Airbnb (empresa y una plataforma de software dedicada a la oferta de alojamientos a particulares y turísticos) se disparen en varias ciudades de Medio Oriente a niveles entre los más altos del mundo.

El reciente índice Bloomberg ubicó a Miami y Boston en el primer lugar de la lista de lugares caros del mundo en términos de costo diario para residencias privadas por segundo año consecutivo. Las personas que alquilan apartamentos a través de Airbnb piden entre 194 y 205 dólares por noche en estas dos ciudades.

En el 2018, cinco de las ciudades de Medio Oriente están entre las quince ciudades más caras del mundo. Tel Aviv y Dubai ocuparon el cuarto y quinto lugar en el índice, respectivamente y Jerusalén, Riyadh y la ciudad de Kuwait también estuvieron en lo alto de la lista.

Las altas tasas de Airbnb en Israel son el resultado del alto costo de la vivienda en Tel Aviv y Jerusalén. Estiman que Airbnb agregó un 10% a los alquileres en Tel Aviv.

Varias ciudades del mundo, incluida Nueva York, han impuesto restricciones sobre el mercado de alquileres a corto plazo por la preocupación de que aumenten los costos de alquiler. De acuerdo con las cifras de Airbnb, la tasa promedio es de 87 dólares por noche en Tel Aviv y 82 dólares por noche en Jerusalén, mucho más bajo que los 188 dólares por noche y 173 dólares por noche encontrados por Bloomberg.

Airbnb utiliza un método de cálculo que es diferente al de Bloomberg; Airbnb tiene en cuenta las tarifas de las unidades realmente alquiladas, mientras que Bloomberg utiliza los precios que aparecen en los anuncios.