Scaloni confirma a Messi y Agüero

Post thumbnail Sergio Aguero y Lionel Messi Foto: REUTERS/Washington Alves
Lionel Scaloni, entrenador de Argentina, confirmó que Leo Messi y Sergio 'Kun' Agüero jugarán hoy lunes el amistoso contra Uruguay en el estadio Bloomfield de Tel Aviv.

El técnico de la Albiceleste hizo esta aseveración en una conferencia de prensa al poco de llegar a la ciudad, en la que precisó que no se atreve "a confirmar mucho más" que la presencia del barcelonista y del delantero del Manchester City.

"Hoy se cumplen 48 horas del partido que jugamos (ante Brasil) y mañana será un día importante para que el que esté bien me lo diga y poner en la cancha el mejor equipo", señaló Scaloni, quien precisó que quiere "sacar un equipo fresco, que esté al cien por cien" y, aunque prevé variantes, señaló que no hará demasiados cambios.

Desveló que tiene que decidir si juega con tres o cuatro hombres en el centro del campo: "Podemos jugar de las dos maneras. Estamos capacitados para jugar de las dos maneras y seguramente tengamos esas dos variantes en la cabeza, lo importante es que los jugadores sepan qué hacer cuando salen a la cancha".

El director técnico argentino apuntó que además tiene la intención de "ver a unos futbolistas que no jugaron ante Brasil" el partido que Argentina venció por 1-0 con tanto de Leo Messi, ya que "como es el último amistoso antes de las eliminatorias" mundialistas pueden tomarse "el atrevimiento de ver a algún jugador más".

Scaloni, quien confía en que puedan "brindar un buen partido", aseguró que "Uruguay es una de las mejores selecciones del mundo, que tiene una mezcla de juventud y jugadores con experiencia de primer nivel".

"No ha perdido este año, sabemos de la peligrosidad que tiene. Soy un admirador fiel de la idiosincrasia del futbolista uruguayo, tengo muchos amigos que son uruguayos, y la verdad es que a su entrenador lógicamente lo admiro. El camino un poco a seguir que nosotros estamos teniendo con nuestra selección es un poco lo que ellos iniciaron hace unos años a construir. Confiamos mucho en esa manera de ver el fútbol que tienen ellos, el sentido de pertenencia, como nosotros también lo tenemos", manifestó.

"Creemos que esa es la manera de confirmar algo, de intentar hacer algo lindo en la selección. Imaginamos un partido que han iniciado hace unos años es el que nosotros estamos tratando de seguir", dijo.

"Imaginamos un partido difícil, muy duro, al nivel de Brasil, sin duda, diría hasta en cierto modo en algunos aspectos más difícil. Ellos tienen dos maneras claras de jugar, si deciden jugar con dos delanteros jugarían de una manera y si deciden jugar con un delantero, dos bandas y tres volantes, de otra. Tomamos nuestro recaudo, siempre pensando que es lo mejor para nosotros. Desde ya que es un partido muy difícil", aseguró.

"Cuanto más fuerte sean los rivales, mejor. Lo importante es jugar contra grandes selecciones. Estamos satisfechos con los equipos que nos tocaron en estos amistosos", añadió el director técnico del cuadro argentino.

Scaloni hizo un balance de su etapa "positivo", aunque reconoció que, "lógicamente", en la Copa América les hubiera "gustado terminar de la mejor manera". "Terminamos bien, pero no como queríamos. El sabor no fue el ideal", añadió el técnico, quien cree que han formado una "buena base" para el futuro.

Ante un fuerte dispositivo de seguridad, cientos de aficionados israelíes y argentinos se acercaron con fervor al Hotel Hilton de Tel Aviv para recibir a los jugadores, que se mostraron muy concentrados y accedieron rápidamente al edificio poco después de haber aterrizado en el aeropuerto Ben Gurión.

En Israel viven decenas de miles de argentinos de origen judío, por lo que el partido es un acontecimiento o especial para esa comunidad, que, igual que los seguidores uruguayos, tendrá un espacio reservado este lunes en el estadio Bloomfield. EFE