Polémica en Barcelona por la colocación de una esvástica gigante a la entrada de un aula universitaria

Post thumbnail
La universidad pública Pompeu Fabra de Barcelona, una de las más importantes de la ciudad, se vio envuelta en una gran polémica esta semana por la colocación de una bandera nazi gigante en la entrada de un salón de la institución.

La simbología nazi habría sido puesta en la entrada de un auditorio como parte de la puesta en escena y promoción de una obra de teatro que se presentaría en el lugar bajo el título "Terror y Miseria".

En la descripción de la obra en cuestión, la universidad resalta en su página web que "después de treinta años del infierno nazi, después de tanto y tanto avivamiento fascista alrededor del mundo, (...) aún tienen sentido, las deben tener, las últimas palabras que juraron los ex deportados antifascistas al ser liberados del campo de Mauthausen".

La Federación de Comunidades Judías de España reaccionó en Twitter ante el hecho diciendo que era "exagerado e innecesario". El organismo comunitario español también reclamó a la universidad una explicación para "evitar la confusión y banalización".

Por su parte, el Movimiento Contra la Intolerancia comentó que se trataba de una "innecesaria y banalizadora exhibición de símbolo nazi para presentar una obra de teatro antihitleriana" y avisaron de una "posible denuncia por incitación al odio".

Tras ser consultado por Aurora, el departamento de comunicación de la universidad confirmó la colocación de la esvástica a la entrada del aula aunque explicó que la obra Terror y Miseria es "una denuncia del infierno que se produjo durante el tercer reich".

Además, el vocero de la universidad destacó que "la obra busca preservar la memoria de los millones de víctimas provocadas por el fascismo nazi. Sirve para reflexionar sobre el horror del nazismo con el objetivo de fomentar el espíritu crítico y la memoria entre la sociedad, especialmente entre la comunidad de estudiantes de la Universidad".

Asimismo enfatizó que "la puesta en escena de la obra es impactante, pero en todo momento ha estado contextualizada con un panel informativo que indica que se trata de una obra de teatro".