Miles de personas se manifiestan contra el antisemitismo en Nueva York

Post thumbnailFoto ilustración: Mabel Amber Pixabay
Miles de personas salieron este domingo a las frías calles de Nueva York para manifestarse contra el antisemitismo en reacción a los últimos ataques perpetrados contra la comunidad judía en la ciudad y sus alrededores, entre ellos el reciente apuñalamiento de cinco personas en una celebración de Janucá.

Los manifestantes fueron convocados por varias organizaciones judías a una marcha pacífica en el Bajo Manhattan bajo el lema "No al odio, no al miedo" y cruzaron el puente de Brooklyn enarbolando pancartas con consignas como "Judíos contra el antisemitismo y la islamofobia", "No al odio" o "La discriminación no es kósher".

Figuras políticas y de los derechos civiles participaron también en la jornada, entre ellos Jonathan Greenblatt, el presidente de la Liga Anti Difamación, una de las organizadoras de la jornada, que lleva "luchando contra el antisemitismo 100 años" y ha comprobado, dijo, un "aumento" de los incidentes a lo largo de Estados Unidos.

"Hay que señalar el antisemitismo allá donde ocurra", clamó el activista, que atribuyó el resurgimiento del antisemitismo a su "normalización" en las instituciones y a las redes sociales.

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, dijo en una rueda de prensa que "el racismo y el antisemitismo son anti estadounidenses", recordó a las víctimas de los recientes ataques en el área y aplaudió el "apoyo y la solidaridad de unas 10.000 personas que están mostrando amor a la comunidad judía" este domingo.

Cuomo sostuvo que su Gobierno propondrá una nueva ley para que se etiquete a los crímenes de odio como "terrorismo doméstico" y "se castiguen como tal", así como un incremento de presupuesto de 45 millones de dólares para reforzar la seguridad de las escuelas no públicas y las instituciones religiosas.

La organización judía UJA-Federation of NY animó desde su cuenta de Twitter este sábado a solidarizarse con la causa y estimó que habría asistencia de gente "de toda Norteamérica y de todos los orígenes para apoyar a la comunidad judía".

"Marchamos por aquellos que han perdido sus vidas debido al odio sin sentido. Marchamos para mostrar al mundo que nos negamos a ceder al odio. Marchamos para dar a conocer que estamos orgullosos de ser judíos. Marchamos porque el ataque a uno de nosotros es un ataque a todos nosotros", comunicó el grupo.

El evento tuvo una gran acogida y transcurrió en un ambiente familiar con diversas actuaciones musicales previstas, entre ellas la del cantante Matisyahu.

Según las autoridades, desde el pasado 8 de diciembre se han producido en el estado de Nueva York un total de trece ataques antisemitas, ocho de ellos en el barrio de Brooklyn, donde reside una gran comunidad judía.

El 28 de diciembre, un hombre irrumpió en la casa de un rabino en la localidad de Monsey, al norte del estado, cuando se celebraba un acto religioso con motivo de la festividad del Janucá y atacó con un machete a cinco personas, a una de ellas hasta seis veces.

El suceso causó conmoción en la sociedad neoyorquina y su autor, Grafton Thomas, de 37 años, ha sido acusado por la Fiscalía de cinco cargos de un delito federal de odio, cada uno de los cuales penado con un máximo de cadena perpetua. EFE