Merkel volverá a abogar en Israel por la solución de dos estados

Post thumbnailAngela Merkel y Benjamín Netanyahu Foto: Amos Ben Gershom GPO
La canciller alemana, Angela Merkel, volverá a abogar por una solución de dos estados en el conflicto entre Israel y los palestinos en su próxima visita a Jerusalén.
"Naturalmente hablaremos también sobre la complicada situación política. Alemania sigue apoyando una solución de dos estados con un Estado judío para Israel y un Estado para los palestinos. También sobre esto hablaremos", aseguró la canciller.
Merkel subrayó el "singular vínculo" que une a Alemania e Israel y afirmó que las relaciones germano-israelíes son en muchos ámbitos "muy, muy intensas".
"Como herencia de nuestra historia, de la ruptura de la civilización que supuso la Shoah, tenemos, como alemanes, una responsabilidad especial en la relación con Israel. Y podemos estar muy agradecidos de ser hoy socios estrechos y amigos", señaló.
Por eso, se mostró satisfecha de viajar la semana que viene con varios de sus ministros para "documentar las estrechas relaciones" de ambos países.
Merkel, que viajará acompañada de una delegación de empresarios, se refirió en particular a las relaciones económicas, a la estrecha colaboración hace décadas en materia de investigación, a los proyectos comunes de cooperación al desarrollo en países africanos y a las posibilidades de ampliar el trabajo conjunto en estos ámbitos.
La delegación alemana visitará también proyectos destacados precisamente en el ámbito de las tecnologías de la información y de la ciberseguridad, en el que Israel es uno de los líderes mundiales y del que Alemania tiene mucho que aprender, señaló.
También viajará con Merkel Felix Klein, comisionado de su Gobierno para la vida judía en Alemania y la lucha contra el antisemitismo.
Su nombramiento ha constituido, según la canciller, una "señal importante tanto para el fortalecimiento de la vida judía en Alemania como una postura clara contra el antisemitismo", lamentablemente muy presente en el país, reconoció. EFE