Marruecos envía a última hora a un alto cargo al foro de Bahréin

Post thumbnailMausoleo de Mohammed V en Rabat Foto: Wikimedia Dominio Público
El gobierno de Marruecos anunció por sorpresa y a última hora su participación, aunque con un representante de segundo nivel, en el foro económico que hoy se abre en la capital de Bahréin, auspiciado por el gobierno estadounidense.

Un comunicado del ministerio marroquí de Exteriores precisa que "por invitación del gobierno de Estados Unidos y el de Bahréin, un alto cargo del ministerio de Economía y Finanzas participará" en ese foro, pero no precisa su nombre ni su responsabilidad concreta.

Esta participación "se hará al lado de varios países árabes, africanos y europeos", pero no cambia la postura de Rabat ante la cuestión palestina, basada en una solución de dos estados, con garantías de "un estado palestino independiente, soberano y viable, en las fronteras de 1967 con Jerusalén como capital".

Entre los países árabes, la participación en la conferencia de Manama solo es de alto nivel en el caso de Arabia Saudita y Emiratos Árabes, mientras que países como Irak, Kuwait o Líbano boicotean el foro y otros aliados de EEUU, como Jordania o Egipto, han optado por la misma postura que Marruecos y envían solo a viceministros.

La decisión final de Marruecos contrasta con las recientes palabras del ministro marroquí de Exteriores, Naser Burita, cuando dijo de forma displicente que su país desconocía de qué trata el plan de Estados Unidos para los palestinos, incluso después de la visita a Rabat del asesor y yerno del presidente Donald Trump y artífice del plan.

El domingo, varios miles de personas se manifestaron en Rabat contra el foro de Manama, convocados por grupos izquierdistas y fundamentalistas islámicos; en la manifestación, los blancos principales de las críticas fueron Estados Unidos, Israel y los países árabes del Golfo. EFE y Aurora