Los palestinos responden al plan económico de EEUU: "Quieren que renunciemos a nuestros derechos por dinero"

Post thumbnailFoto: REUTERS / Osman Orsal
Tras la publicación este sábado del capítulo económico del plan de paz de EEUU para el conflicto de Medio Oriente, las facciones palestinas comenzaron a dar sus impresiones sobre el plan.

Uno de los principales funcionarios, y que por años ha sido el encargado de las negociaciones por parte de los palestinos, Saeb Erekat, dijo que el plan del gobierno de Trump "no es un plan de paz sino un plan que busca destruir el proceso de paz y la ley internacional".

Erekat también enfatizó que "no habrá paz sin establecer un estado palestino en las fronteras del 67 y que su capital sea Jerusalén Oriental".

La impresión del lado palestino es que la "paz económica" solo prolongará la "ocupación". El presidente palestino, Mahmoud Abbas, dijo hoy nuevamente que los palestinos no participarán en la conferencia de Bahrein pero que están dispuestos a charlar con Israel: "estamos dispuestos a hablar de todos los temas que no están resueltos entre nosotros".

El Fatah, partido político de Abbas, comentó sobre la publicación de la primera parte del plan de Trump: "el gobierno norteamericano ofrece una solución basada en utilizar dinero árabe para matar así las aspiraciones políticas del pueblo palestino. Y nos preguntamos: ¿no sería mejor que los árabes no permitieran que EEUU los extorsione de esta manera tan vergonzosa? ¿No es mejor en vez de esto reabrir la iniciativa de paz árabe y proveer el respaldo económico necesario para ella?".

Por su parte, el movimiento terrorista Hamas que controla la Franja de Gaza, se refirió también al plan publicado: "el gobierno norteamericano sigue soñando con que el pueblo palestino renuncie a sus derechos y a sus lugares sagrados a cambio de proyectos o dinero. La última muestra de esto es la recogida de fondos de Kushner para la conferencia en Bahrein".

El Hamas destacó que "las declaraciones de Kushner y sus propuestas económicas revelan el objetivo de la cumbre - convertir el tema palestino en un tema humanitario y económico para poder hacer realidad el "acuerdo del siglo" y nuestro pueblo se rehúsa a esto y seguirá en su lucha para que esto no prospere".