La Parashá de la Semana - Rav Yerahmiel Barylka

Post thumbnail
Parashat Toldot - Solo Yaakov es elegido

Nuestros sabios buscaron denodadamente respuestas a las preguntas que surgen del texto de nuestra parashá, preocupados por las implicaciones éticas de nuestros patriarcas. Cuando, al llegar a la vejez, Itzjak decide bendecir a su hijo favorito – Esav - y Rivka escucha el designio, trama un plan para "robar" las bendiciones para que las reciba Yaakov, su favorito. La “conspiración” tiene éxito y Yaakov es bendecido.

¿Por qué fue necesario engañar a Itzjak? ¿Por qué Rivka no podía simplemente haber hablado con su marido y convencerle de sus argumentos? ¿Cómo se puede engañar al padre ciego de edad avanzada? ¿Es este un comportamiento aceptable moralmente?

De acuerdo con la versión comúnmente aceptada, Esav engañó a su padre Itzjak con su doble conducta y si Esav hubiera recibido las bendiciones, se habría puesto fin a la comunidad de pacto. Rivka y Yaakov actuaron desinteresada y heroicamente toda su vida para continuar con la tradición de Abraham y deciden poner en peligro su relación personal con Itzjak con el fin de salvar el futuro de Clal Israel.

Confundido acerca de la verdadera identidad de Esav, Itzjak cree, aparentemente, que tanto Esav y Yaakov continuarían la tradición de Abraham. Parece que Itzjak estaba al tanto del vaticinio que conoció de Rivka: “Dos naciones hay en tu seno, Y dos pueblos serán divididos desde tus entrañas; El un pueblo será más fuerte que el otro pueblo, y el mayor servirá al menor” (Bereshit 25:23)...

Paradójicamente, como en una comedia de enredos, Itzjak, ensombrecido por las mentiras de Esav, necesita la farsa de Yaakov con el fin de lograr la claridad y ver la verdad. Cuando Itzjak se da cuenta que se dejó engañar y Yaakov, no Esav, recibió el bendiciones y cuando es informado por Esav que hace mucho tiempo ya había vendido su primogenitura a Yaakov, entiende finalmente que solo Yaakov seguirá la tradición transmitida a él por su padre Avraham.

Ahora se da cuenta de que sus hijos están destinados a formar unidades nacionales independientes. Yaakov solo continuará el legado de Abraham, es enviado a Padan Aram en busca de una novia y sólo él recibe de Itzjak la brajá de Avraham.

Esta es una variación del enfoque clásico simple, en el que las líneas se dibujan con claridad. Los protagonistas de la historia son los buenos, que ganan, mientras que los malos son derrotados. Al final, los buenos ganan y viven felices para siempre.

Pero, en el lado opuesto del espectro interpretativo, hay sabios que afirman que Yaakov actuó de manera incorrecta. Si recorremos ampliamente el texto veremos que toda la saga nos demuestra que Yaakov, al final, fue castigado por robar las bendiciones. La Torá no menciona explícitamente el escarmiento, pero hay una serie de indicios lingüísticos y temáticos que apoyan este enfoque.

Por ejemplo, cuando Rivka dice a Yaakov que tiene que huir, utiliza la frase exacta que usó cuando ella le dijo que robara las bendiciones: -shemá bekolí -"Ahora pues, hijo mío, obedece a mi voz”. Esto parece sugerir que la idea de engañar a Itzjak fue lo que provocó la necesidad de huir.

Por otra parte, cuando Yaakov llega a la casa de Laván, se deja engañar por cuando se deteriora su visión, y la hija mayor ocupa el lugar de la más joven. Después de haber engañado a su padre ciego de edad avanzada, protesta, “Entonces Laván reunió a todos los hombres de aquel lugar e hizo un banquete. Y sucedió que en la noche tomó a su hija Lea y se la trajo, y él se unió a ella. …. Y al llegar la mañana, ¡he aquí que era Lea! Entonces él dijo a Laván: — ¿Por qué me has hecho esto? ¿No he trabajado para ti por Rajel? ¿Por qué, pues, me has engañado?" (Íb. 29:22-25). La respuesta de Laván, "—No se acostumbra en nuestro lugar dar la menor antes que la mayor." (Verso 26), hace alusión a la forma en que el mismo Yaakov había actuado. Él permanece en Harán, atrapado por el engaño de Laván, durante los próximos veinte años.

Como correlato, vemos como Yaakov engañó a su padre cubriendo sus brazos con piel de una cabra, y cuando es vendido por sus hermanos, los hijos de Yaakov le engañan al hacerle pensar que fue muerto usando para ello, la sangre de una cabra. Yaakov pasa los siguientes veinte y dos años de luto por la supuesta "muerte" de Yosef.

El enfoque alternativo es más complejo, porque la línea entre el bien y el mal se vuelve borrosa. Sin embargo, a pesar de que Yaakov puede haber estado fuera de lugar por el método que utiliza, es él y no Esav, quien merece recibir las brajot. Yaakov pudo haber sido sancionado por sus tácticas, pero sin embargo es elegido para continuar con el legado de Abraham.

La principal ventaja de esta explicación pese al enfoque complejo, es que contiene la censura implícita a la insensibilidad ética de Yaakov. Incluso si Yaakov podía justificar su actitud, de acuerdo con esta interpretación, intentaba que los medios justifiquen los fines. Su comportamiento no ético regresa para atormentarlo cuando es engañado por su suegro.

Uno podría sugerir también que hay un problema religioso con el comportamiento de Yaakov. El problema es de jugar a ser Dios. Creemos que .A. gobierna el mundo, pero ha dado al hombre un mandato para que participe activamente en los hechos cotidianos. El hombre recibe la libre elección y depende de él perfeccionar el mundo religiosa y moralmente. Por supuesto, la misma libertad también se puede utilizar de forma destructiva. Sin embargo, la libertad de acción y la capacidad de hacer una diferencia se convierte en una llamada a la acción. Nuestros sabios dijeron, "ein somjin al hanes" - no hay que confiar en la intervención divina milagrosa. El hombre está llamado a asociarse con .A. en el proceso creativo, por así decirlo. Esperar pasivamente a .A. para redimirnos no es un acto de fe, sino más bien uno de negligencia.

Este es ciertamente el caso en relación con el mundo del hombre. El hombre debe ser pro-activo en la mejora del mundo, tanto religiosa, como éticamente. ¿Lo mismo es cierto en el reino de Dios? ¿Hay algunas áreas en las que la participación del hombre podría ser inapropiada? ¿No es esta una trasgresión de los límites de la intervención humana?

Este punto se enfatiza en la guemará (Berajot 10a) que describe el tenso encuentro que tuvo lugar entre el rey Jizkiyáhu y Yeshayahu, el profeta presentado en Yeshayahu 38. El rey estaba muy enfermo y Yeshayahu fue a visitarlo. Yeshayahu le dijo a Jizkiyáhu que iba a morir “Así dijo el Señor, pon tu casa en orden, para morirás y no vivirás… ¿Cuál es el significado de "morirás y no vivirás? Morirás en este mundo y no vivir en el mundo por venir.”. Cuando Jizkiyáhu, que fue uno de los reyes más justos, cuestionó el decreto, Yeshayahu respondió: "porque has abandonado el precepto de crecer y multiplicarse". Jizkiyáhu respondió que ello se debió: "Porque se me ha mostrado a través de Ruaj Hakodesh (Espíritu Santo) que mi descendencia no será virtuosa". Yeshayahu le dijo entonces: "¿Qué tienes que ver con los secretos del Todo Misericordioso? Debes hacer lo que se te ordena, y dejar que el Santo, bendito sea, haga lo que le agrada". Él le dijo: Entonces dame ahora tu hija; quizás a través de sus méritos y mis hijos virtuosos combinada emitirá de mí. Él respondió: El destino ya ha sido decretado. Dijo el otro: Hijo de Amotz, Esta tradición que tengo de la casa de mis antepasados: Incluso si una espada aguda descansa sobre el cuello de un hombre que no debe desistir de la oración”. Vemos de esta cita que el ser humano no se debe arrogar actuar en lugar del Creador.

La cuestión de que continuará con la tradición de Abraham es crítica. Ciertamente Yaakov debe hacer todo lo posible para garantizar que sea elegido. Debe mejorar su sensibilidad ética. Debe elevar el nivel de su compromiso religioso y devoción. Pero para ello ¿debe robar bendiciones? ¿No debería dejarse en manos del Todopoderoso? ¿Realmente creemos que si Rivka no hubiere intervenido, Yaakov no hubiera sido bendecido? El profeta Malaji (1: 2-3), nos dice: “Yo los he amado”, ha dicho el SEÑOR. “Pero ustedes dicen: ‘¿En qué nos has amado?’. ¿Acaso Esav no era hermano de Yaakov?, dice el SEÑOR. Sin embargo, yo amé a Yaakov y aborrecí a Esav; convertí sus montes en desolación y di su posesión a los chacales del desierto”. Si Yaakov no hubiera intervenido, .A. hubiera querido a Esav y odiado a Yaakov? ¿Hay que marchar bajo la bandera de "ein somjin al hanes" y pedir la intervención humana en estas áreas?

Yaakov es exiliado durante veinte años como castigo por engañar a su padre. Durante esos años, es engañado, y se deja engañar por su suegro. Se somete a dos años más de las dificultades antes de regresar a su padre. Jaza”l llama a esto "Midá kenegued midá" - una medida de una medida, una acción en pago por otra.

Con el tiempo, los años de exilio han terminado, pero el sufrimiento de Yaakov todavía no ha acabado. Su amado hijo Iosef es vendido como esclavo. Yaakov pasa los siguientes veintidós años de su vida lamentando la "muerte" de Yosef. El sufrimiento continuo de Yaakov parece bastante duras. ¿No fue Yaakov ya castigado? ¿Por qué era necesario empezar todo de nuevo?

¿Por qué los hermanos de Yosef lo venden como esclavo? ¿No estaban tratando de jugar a ser como Dios? Yosef tuvo un sueño cuyos hermanos trataron de impedir se cristalice. "Se dijeron el uno al otro: ¡Ahí viene el de los sueños! Ahora pues, vengan; matémoslo y echémoslo en una cisterna. Después diremos: “Alguna mala fiera lo devoró”. ¡Veamos en qué van a parar sus sueños! "(Íb.37:19-20).

Yosef fue vendido a Egipto a los diecisiete años. Fue acusado por un crimen que no cometió y puesto en prisión. Finalmente, fue liberado de la cárcel y se hizo virrey de Egipto cuando tenía treinta años de edad. Durante los primeros siete años de su reinado, -los siete años de abundancia-, Yaakov y Yosef continuaron llorando. Yosef fácilmente podría haberse puesto en contacto con Yaakov e informarle que se encontraba bien, saludable y seguro. En su lugar, Yaakov no fue notificado hasta que transcurrieron otros nueve años de duelo y de tristeza, cuando Yosef finalmente se reveló a sus hermanos.

Ramban está preocupado por el comportamiento de Yosef y sugiere que Yosef quería diseñar un plan para hacer sus sueños realidad. Tenía que asegurarse de que sus hermanos llegaron a inclinarse ante él. Para lograr ese fin, tenía que mantener su identidad en secreto. ¿Yosef no estaba jugando a ser Dios así? Sus hermanos trataron de impedir la realización de los sueños.

Yosef trató de diseñar su realización. ¿Es éste un esfuerzo humano legítimo?
Tal vez los primeros veinte y dos años, durante los cuales Yaakov fue expuesto al engaño de Laván, fueron el castigo y la penitencia por la falta de sensibilidad ética que Yaakov mostró hacia su padre. Los veintidós años de luto Yosef, por el contrario, eran midá kenegued midá por el fracaso religioso de tratar de garantizar la bendición de .A. a través de robar las bendiciones.

De esta manera, nuestros sabios de bendita memoria, intentan demostrar que Yaacov encontró expiación por lo que hizo a su padre con enorme sufrimiento durante tantos años y que el ser humano debe doblegar su omnipotencia para no ocupar con sus acciones el terreno que es exclusivamente divino.

Shabat Shalom,
Yerahmiel