La Filarmónica con Lahav Shani y Leónidas Kavakos

Post thumbnailLahav Shani
Comenzará próximamente a presentarse la nueva serie de conciertos de la Filarmónica israelí bajo la batuta de Lahav Shani. Pero antes de su presentación no podemos dejar de destacar la serie de conciertos anteriores de esta orquesta, bajo la batuta de Manfred Honeck, que obsequió a los espectadores con una magnífica interpretación del “Réquiem Alemán” de Brahms, una pieza no muy escuchada en nuestros escenarios y contó con la participación del coro de la Filarmónica de Praga. Completó el programa el Concierto para Violín de Weinberg, con el violinista David Radzynski acompañando a la orquesta.

Honeck con la Filarmónica


En la próxima serie de conciertos el conductor y pianista Lahav Shani, actual director musical de la Orquesta Filarmónica israelí, conducirá la misma en dos programas de conciertos muy variados que se llevarán a cabo durante el mes de mayo. Junto a Shani estará el renombrado violinista griego Leonidas Kavakos. Los conciertos se podrán escuchar entre el 1 y el 15 de mayo en el Heichal Hatarbut de Tel Aviv, en el Centro de Convenciones (Binyanei Hauma) en Jerusalén y en el Auditorio de Haifa.

En esta serie la primera programación, que será presentada por el violinista Kavakos, comenzará con “Voices from the Depths” del compositor israelí Daniel Shalit, una obra inspirada en las melodías “Nigunim” de Chabad, que será ejecutada por primera vez por la Filarmónica. Seguida del Concierto para Violín No. 1 de Shostakovich una pieza monumental, que consta de cuatro episodios y la Sinfonía Fantástica de Berlioz, una pieza que rompió todos los límites y que algunos dicen que es casi una “escuela de orquestación”.

El segundo programa comenzará con otra pieza israelí, “Bosquejos de Jerusalén - Rapsodia para orquesta” de Shimon Cohen, escrita en 1981, encargada por Leonard Bernstein para abrir el anfiteatro “Piscina del Sultán” en Jerusalén y ejecutada por la Filarmónica Israelí bajo la dirección de Doron Salomon. Consta de cuatro capítulos en los que se pueden escuchar las oraciones judías, el llamado del muecín, las melodías populares armenias y las campanas de las iglesias. En el concierto siguiente Lahav Shani tocará y conducirá desde el teclado, el Concierto para Piano N. 2 de Shostakovich, una de las composiciones deliciosas, divertidas, alegres y enérgicas escritas por este compositor. El programa se completa con la Sinfonía Fantástica de Berlioz, o con la Quinta Sinfonía de Tchaikovsky. Los viernes 3 y 15 de mayo se ofrecerá el concierto “Intermezzo” que será moderado por el Prof. Michael Wolpe, con las piezas de Shostakovich y de Tchaikovsky.