Juegos de guerra: aviones F-35 israelíes contra Hezbollah

Post thumbnailFoto: Portavoz militar
La Fuerza Aérea está llevando a cabo un masivo ejercicio de combate en múltiples frentes, señalaron las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI).

Las maniobras, que comenzaron el domingo y finalizan el miércoles, incluyen aviones de combate, helicópteros, aviones de transporte, drones, unidades de defensa antiaérea, y fuerzas de apoyo de combate de tierra. El ejercicio simula un combate simultáneo en Siria, Líbano y Gaza.

Incluye un escenario en el cual el enemigo está armado con tecnologías de avanzada tales como los sistemas de defensa antiaéreos S-300 y S-400 de fabricación rusa, la retaguardia sufre ataques masivos con misiles, dañando las pistas de aterrizaje y despegue, y destruyendo los centros de comunicación de la Fuerza Aérea.

El simulacro está focalizado principalmente en el frente norte, donde el grupo terrorista chií en el Líbano y las milicias iraníes en Siria constituyen una seria amenaza.



Las fuerzas también están probando su capacidad para llevar a cabo bombardeos estratégicos y, a la vez, minimizar los daños colaterales en las cercanías.

"En el ejercicio se entrena a toda la fuerza, desde la rama técnica hasta el personal operativo y los comandantes, y el propio jefe de la Fuerza Aérea", apuntó un alto oficial de la aviación.

"Estamos practicando un teatro de operaciones múltiple, combatiendo en varios escenarios juntos. El enfoque principal está en la arena del norte donde el enemigo es inmediato. Estamos practicando a un alto nivel en particular contra un enemigo desafiante, que piensa y reacciona, y que tiene tecnologías más allá de las que existen actualmente en la arena", añadió el oficial.

El oficial destacó que por primera vez la Fuerza Aérea está entrenándose para la guerra con aviones de combate F-35. "Durante el día y la noche. Practicamos en la incertidumbre, de volar en espacios de ambigüedad, sin saber exactamente quién es el enemigo y en qué posición se encuentra. Esto nos permite acostumbrarnos a situaciones inciertas y conseguir una capacidad importante que obtuvimos en la última década”.

El oficial puso de relieve que los nuevos aviones sigilosos F-35 han agregado valor de “letalidad y capacidades con múltiples roles… que antes no teníamos”.

La Fuerza Aérea ha reportado que ha recibido al menos catorce aviones de combate F-35 del total de 50 que ordenó, y que tiene programado recibir en varias tandas hasta el 2024.

Los F-35 cuestan aproximadamente 100 millones de dólares cada uno; aunque el fabricante, Lockheed Martin, dijo que espera reducir los costos a medida que aumenten las ventas a distintos países.