Israel revela la unidad secreta de Hezbollah en el Golán

Post thumbnailAbu Hussein Sajid Foto: Portavoz militar
La organización libanesa chií Hezbollah estableció en los últimos meses una infraestructura terrorista en el lado sirio de la meseta del Golán, cuyo objetivo es abrir un nuevo frente contra Israel, por medio de ataques con francotiradores o disparos de misiles antitanque contra las tropas de las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) o civiles israelíes en el Golán, reveló una alta fuente militar.

La infraestructura ha recibido el nombre clave de “Proyecto Golán”, y opera bajo las narices del presidente del régimen sirio, Bashar al Assad, sin que lo sepa, por encargo del secretario general de Hezbollah, jeque Hassan Nasrallah.

En los últimos meses, la Inteligencia israelí descubrió la actividad secreta de esta infraestructura y está actuando para desbaratarla, entre otros medios por medio de su difusión, esta mañana, a los medios de comunicación nacionales e internacionales.

En los últimos dos años, la organización terrorista libanesa ha estado tratando de aprovechar la guerra civil en Siria para promover acciones contra Israel desde este frente. En el mes de enero pasado, Nasrallah decidió renovar la infraestructura. Esta infraestructura terrorista actúa en coordinación con la comandancia de Hezbollah, que a su vez está coordinada con el ejército sirio y bajo su cobertura. Los oficiales israelíes estiman que Nasrallah no está interesado en reaccionar contra Israel desde el territorio del Líbano; por lo tanto, en la medida que elija responder a Israel por sus operaciones en Siria, preferirá el cabecilla de Hezbollah hacerlo por medio de la infraestructura que actúa desde las Alturas del Golán.

Entre las amenazas que provienen de esta infraestructura terrorista se incluye el fuego de misiles antitanque o ataques combinados con misiles antitanque y disparos de francotiradores. Hasta el momento, la organización ha comenzado a realizar entrenamientos tras finalizar el emplazamiento de un despliegue de inteligencia, que vigila a las tropas y bases de las FDI. Los oficiales israelíes estiman que por el momento la célula de Hezbollah no tiene capacidad como para perpetrar un atentado que implique una penetración en el territorio israelí. La célula está compuesta por sirios, pero su cerebro es el libanés Ali Musa Daqduq, alias Abu Hussein Sajid. Daqduq es buscado en Estados Unidos por ataques contras las fuerzas norteamericanas en Irak, incluyendo la planificación de un ataque en Karbala en 2007, en el cual murieron cinco soldados estadounidenses.

Según el Departamento de Estado y el Tesoro estadounidense, Daqduq ha servido como “comandante de una unidad de las fuerzas especiales de Hezbollah y jefe del aparato de seguridad del secretario general de Hezbollah Hassan Nasrallah”.

En el último verano, fue enviado por la organización libanesa chií a Siria con el objetivo de establecer la infraestructura para el “proyecto Golán”

Los jefes de la infraestructura reclutaron a varias decenas de militantes en el área rural del lado sirio de los Altos del Golán. Fuentes de inteligencia en el Comando del Norte estiman que los militantes están cooperando no por identificación ideológica sino a cambio de dinero. Las fuentes estiman que Nasrallah eligió establecer una red de operativos experimentados y capacitados. Los jefes de infraestructura se desplazan entre el comando de la organización en Beirut y el comando de operaciones en Damasco, y de vez en cuando llegan a los Altos del Golán, mientras mantienen la compartimentación.

Las FDI monitorean la amenaza y la confrontan con los medios desplegados en el área fronteriza, pero tomaron la decisión de que si el "Proyecto Golán" continúa fortaleciendo sus capacidades militares, actuarán militarmente contra la expansión de la infraestructura, inclusive al precio de una escalada puntual, para evitar una amenaza concreta de una fuerza de Hezbollah armada y experimentada en la frontera entre Israel y Siria.

No es la primera vez que Hezbollah trata de establecer una infraestructura militar en el lado sirio de los Altos del Golán. En 2013, bajo el telón de fondo de la guerra civil en Siria, Nasrallah estableció una infraestructura similar, comandada por Jihad Mughniyeh y Samir Kuntar, que efectuó disparos contra Israel y colocó artefactos  explosivos en la frontera entre Israel y Siria. En 2015, ambos cabecillas fueron eliminados y, según los reportes extranjeros, Israel estuvo detrás de esas operaciones. Hace aproximadamente un mes, los medios sirios informaron que un tanque israelí atacó un blanco en el lado sirio de los Altos del Golán. Israel se negó a comentar el incidente, pero según las estimaciones, el objetivo era una fuerza vinculada con el establecimiento de una célula de Hezbollah en el área de Quneitra.