Israel insta a reimponer las sanciones si Irán redobla el enriquecimiento nuclear

Post thumbnailBenjamín Netanyahu Foto: GPO Mark Neiman
El primer ministro, Benjamín Netanyahu, instó a la comunidad internacional a reinstaurar las sanciones contra Irán si cumple con sus amenazas de enriquecer uranio más allá de los niveles permitidos en el pacto nuclear.

Irán anunció que superará el límite de almacenamiento de uranio permitido en el acuerdo nuclear de 2015, dentro de diez días, y advirtió que podría enriquecer uranio hasta el 20 por ciento, apenas a un paso de los niveles que se precisan para el uso militar del material.

Netanyahu expresó que las amenazas de Irán no sorprenden.

“En el caso que Irán cumpla con sus amenazas actuales y viole el acuerdo nuclear, la comunidad internacional deberá aplicar inmediatamente las sanciones al régimen que fueron acordadas de antemano, ‘reintegrar las sanciones’. De cualquier manera, Israel no permitirá que Irán obtenga armas nucleares”, apuntó el primer ministro.

"Israel está a la vanguardia con Estados Unidos, los países árabes moderados y con otros países, en oposición a la agresión iraní. Hoy, Irán amenazó con enriquecer uranio a niveles más altos que el permitido por el acuerdo nuclear. Esto no nos sorprende porque al igual que cuando trajimos el archivo nuclear secreto de Teherán a Israel, descubrimos hasta qué punto Irán ha violado su promesa a la comunidad internacional, su promesa de informar con sinceridad sobre su programa nuclear”, añadió Netanyahu.

El pacto nuclear se está desmoronando rápidamente desde que la Administración Trump decidió retirar a Estados Unidos del acuerdo el año pasado e impuso duras sanciones económicas a Irán, reduciendo drásticamente su venta de petróleo crudo al exterior y poniendo su economía en caída libre.

El portavoz de la Agencia de Energía Atómica de Irán (AEAI), Behrouz Kamalvandí, aseguró que: "Hoy empieza la cuenta atrás para que las reservas superen los 300 kilos de uranio enriquecido, y dentro de 10 días, el 27 de junio, pasaremos ese límite".

El anuncio busca presionar a los países europeos para que encuentren la forma de salvar el acuerdo.

Hasta el momento, los países europeos no han podido ofrecer a Irán formas de eludir las sanciones de Estados Unidos, y Netanyahu ha instado a las otras potencias a seguir el liderazgo de Washington y retirarse del pacto nuclear.

Desde el controvertido reactor de agua pesada de Arak, Kamalvandí informó que la República Islámica ha cuadruplicado la producción de uranio en la planta de Natanz.

También subrayó que en dos meses y medio se superará el umbral de 130 toneladas permitidas de almacenamiento de agua pesada y que su exportación "puede no ser necesaria en los próximo años" porque se usará a nivel interno.

El Plan Integral de Acción Conjunta (JCPOA, en sus siglas en inglés) estipula que Irán debe exportar sus excedentes de uranio y de agua pesada cuando estos sobrepasan los 300 kilos y las 130 toneladas, respectivamente, para impedir que pueda desarrollar la bomba atómica.

Por su parte, el presidente iraní, Hassan Rohaní, anunció el pasado 8 de mayo que su país dejaba de exportar los excedentes de agua pesada y uranio enriquecido y daba a la otra parte un plazo de 60 días para solventar las actuales restricciones al sistema bancario iraní y a la venta de petróleo.

Rohaní advirtió que, si la reacción no es positiva, Teherán tampoco cumplirá con el compromiso de mantener el enriquecimiento de uranio por debajo del 3,67 por ciento y completarán el reactor de agua pesada de Arak. Aurora y EFE