Israel atacó un envío de armas iraníes en Siria, tras la crisis de los misiles S-300

Post thumbnailFoto: Fuerza Aérea de Israel
Israel atacó en Siria un envío de armas de Irán. Los blancos atacados eran dispositivos destinados a amentar la precisión de los cohetes de Hezbollah, detalla un reporte de la radio estatal Kan. El ataque tuvo lugar después del discurso que pronunció el primer ministro, Benjamín Netanyahu en la Asamblea General de la ONU, el mes pasado.
Los sistemas destinados al grupo terrorista islámico libanés le permitirían a dicha organización chií convertir cohetes aleatorios en misiles de precisión con un margen de error de apenas decenas de metros, un asunto que Israel considera como una “línea roja”, o sea una amenaza intolerable.  Netanyahu advirtió en la ONU que Israel atacará la actividad iraní. No obstante, Irán ha continuado con los envíos de armas a pesar de las advertencias de Israel y también de Rusia, según los informes.
Moscú ha culpado a Israel por el incidente del 17 de septiembre, durante el cual la defensa antiaérea siria derribó un avión espía Ilyushi Il-20, provocando la muerte de quince militares rusos, en un intento por repeler un ataque de la Fuerza Aérea israelí sobre blancos militares iraníes en la provincia siria de Latakía.
En respuesta, Rusia suministró misiles antiaéreos avanzados S-300 a Damasco.
“La coordinación de las Fuerzas de Defensa de Israel con el ejército ruso continúa exactamente como era antes del incidente” expresó un oficial en condiciones de anonimato.
De acuerdo con un reporte del canal de televisión Hadashot, Moscú quiere cambiar los términos de las operaciones militares israelíes en Siria y reajustar el sistema de coordinación entre Rusia e Israel.
Moscú insiste en recibir con más tiempo de anticipación las advertencias de ataques israelíes, señala el canal. Israel informa generalmente a Rusia minutos antes de emprender un ataque.
Sin embargo, una alta fuente diplomática citada en el reporte dijo que la demanda del Kremlin es operacionalmente inaceptable para Israel.
Una exigencia de ese tipo limitaría probablemente la libertad de maniobra en Siria e incluso podría poner en peligro a las aeronaves israelíes y dotar a los militares iraníes de mayor tiempo para ocultar los blancos.
“No aceptaremos ninguna restricción a nuestra libertad de operación; y cuando se trata de la seguridad nacional, nosotros actuaremos”, expresó tajante el ministro de Defensa, Avigdor Liberman, al rechazar las demandas que fueron reportadas.