Gantz rechaza la idea de un pacto de defensa mutuo de Israel con EEUU

Post thumbnailBenny Gantz Foto: REUTERS/Amir Cohen
El líder del Partido Azul y Blanco (Kajol Laván), el ex jefe del Estado Mayor, teniente general (retirado) Benny Gantz, principal rival del primer ministro en funciones, Benjamín Netanyahu, rechazó la idea de un pacto de defensa mutua entre Estados Unidos e Israel, formulada por este último.

Gantz manifestó que su partido se opone a cualquier tipo de tratado que pueda limitar las operaciones israelíes o la libertad de acción de las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) contra las amenazas de seguridad.

“Azul y Blanco bajo mi liderazgo no respaldará un acuerdo internacional que limitará las acciones de Israel y la capacidad de las FDI para proteger al país de las amenazas que enfrenta", subrayó Gantz.

También sugirió que Netanyahu, sumergido en sus problemas legales personales podría abrir la puerta para un acuerdo que introduciría ese tipo de limitaciones.

"Tengo un profundo respeto por la relación estratégica con Estados Unidos, nuestro aliado, con quien compartimos valores e intereses comunes idénticos", destacó Gantz. "Pero existe una seria preocupación de que un primer ministro que está ocupado con sus propios asuntos permita que las manos de las fuerzas de seguridad queden atadas, en oposición a la posición expresada por el establishment de seguridad durante décadas".

Netanyahu expresó que la idea de un pacto de defensa mutuo entre EE.UU. e Israel fue discutida durante su reciente conversación telefónica con el presidente norteamericano, Donald Trump.

Durante una ceremonia en Ashkelon, Netanyahu dijo también que habló con el mandatario estadounidense sobre la anexión del Valle del Jordán, e insinuó que a la Casa Blanca no parece importarle demasiado una medida de ese tipo.

Netanyahu instó a Gantz a unirse al partido Likud para aprovechar la oportunidad histórica, impulsando un proyecto de ley en el Parlamento (Knéset) para anexar el Valle de Jordán.

Antes de las elecciones de septiembre, Netanyahu había prometido que anexaría el Valle del Jordán si triunfaba en los comicios, desatando la ira de los países árabes vecinos.