Egipto dice que han matado a 16 supuestos terroristas en el norte del Sinaí

Post thumbnailFoto: Fuerzas Armadas de Egipto vía Facebook
El Ministerio de Interior egipcio anunció que las fuerzas de seguridad han "matado" a 16 supuestos terroristas en Al Arish, en el norte de la península del Sinaí, un día después de haber abatido a otros doce en El Cairo.

"Las fuerzas de seguridad lograron acabar con dos células terroristas de manera paralela en Al Arish y mataron a 16 de sus miembros", indicó el Ministerio de Interior.

Afirmó que estas células estaban "planeando realizar una serie de operaciones terroristas contra instituciones importantes y vitales, además de contra figuras destacadas en varias zonas de Al Arish", capital del norte de la península del Sinaí.

Asimismo, han encontrado una serie de armas y artefactos explosivos, además de un cinturón de explosivos, según la nota.

Este anuncio se produce 24 horas después de que Egipto dijera que la Policía egipcia abatió a doce supuestos terroristas en dos redadas llevadas a cabo en apartamentos de El Cairo y dos días después de un atentado perpetrado cerca de las pirámides en el que varios turistas resultaron heridos leves.

En esa ofensiva, que se desarrolla en el norte y el centro del Sinaí, el delta del Nilo (norte) y el desierto fronterizo con Libia (oeste) han muerto al menos 733 supuestos terroristas y decenas de militares, según los datos facilitados periódicamente por el Ejército desde el comienzo de la operación contra grupos "terroristas" en febrero de 2018.

Estos datos no se pueden contrastar de forma independiente, ya que el Gobierno egipcio prohíbe el acceso a la prensa al Norte del Sinaí, provincia donde se refugia Wilayat Sina, la filial egipcia del grupo jihadista Estado Islámico (EI).

Además existe una prohibición de publicar cualquier información que proceda de fuentes no oficiales.

Egipto se encuentra en estado de emergencia desde abril de 2017, después de unos atentados contra dos iglesias ubicadas en las ciudades de Tanta y Alejandría, en el norte del país, en los que murieron decenas de personas. EFE