EEUU promete presentar una opción "realista" para la paz en Oriente Medio

Post thumbnailJason Greenblatt Foto: Embajada de EE.UU. en Israel Wikimedia CC BY 2.0
El plan para Oriente Medio que ultima Estados Unidos ofrecerá a Israel y los palestinos una "visión realista para la paz" y requerirá de compromisos por ambas partes, aseguró uno de sus principales responsables.

"Nuestro equipo ha intentado mirar a estos asuntos con una nueva perspectiva. Reconocemos la realidad actual, pero también lo que sigue siendo posible", aseguró el enviado de la Casa Blanca para Oriente Medio, Jason Greenblatt.

El diplomático es junto con Jared Kushner, el asesor y yerno del presidente de EE.UU., Donald Trump, el gran responsable del plan de paz en el que Washington lleva trabajando alrededor de dos años.

"Esperamos presentar esta visión pronto", dijo Greenblatt en una reunión informal del Consejo de Seguridad de la ONU, en la que no dio una fecha precisa ni desveló ningún contenido de la iniciativa.

Según aseguró, se trata de "un esfuerzo serio, con suficientes detalles como para que cualquiera pueda imaginar cómo sería la paz".

Greenblatt describió el plan como "realista y aplicable" y dijo que "requerirá compromisos de las dos partes".

"Este es el paquete de compromisos adecuado para que los dos bandos lo asuman para dejar atrás el pasado y tratar de empezar un nuevo capítulo", subrayó.

La iniciativa estadounidense cuenta ya de entrada con la oposición de las autoridades palestinas, que aseguran que Washington no puede ser un mediador imparcial tras las decisiones tomadas por Trump, entre ellas el reconocimiento de Jerusalén como capital israelí.

El ministro de Exteriores palestino, Riad al Malki, alegó que la propuesta de Estados Unidos "no es un plan de paz, sino las condiciones para una rendición" por parte palestina.

Al Malki intervino en la misma reunión que Greenblatt, una sesión impulsada por Indonesia para llamar la atención sobre la política de asentamientos israelíes, criticada por las resoluciones de Naciones Unidas.

El titular de Exteriores argumentó que los asentamientos están diseñados para fragmentar el territorio palestino y facilitar una "ocupación" permanente.

La mayor parte de los miembros del Consejo de Seguridad condenó una vez más los asentamientos israelíes e insistió en que su expansión debe detenerse.

La voz discordante la puso Estados Unidos, que acusó a la comunidad internacional de centrarse "excesivamente" en la cuestión de los asentamientos y de no ofrecer opciones realistas.

"Dejemos de fingir que los asentamientos son lo que mantiene a las partes alejadas de una solución negociada", dijo Greenblatt, que acusó al resto de países de "repetir los mismos puntos" y no identificar nunca soluciones.

El diplomático estadounidense denunció además la "parcialidad" contra Israel que se da en Naciones Unidas y criticó las repetidas condenas internacionales contra Israel mientras no se hace lo mismo con las acciones de los palestinos, entre ellos el grupo terrorista Hamás y sus recientes ataques con cohetes.

“Los palestinos…elogian a los asesinos como mártires… la dirigencia palestina designa escuelas, parques y calles con el nombre de terroristas…Aquí, la ONU no puede acordar condenar a Hamás,…pero nunca han tenido…una sesión…focalizada en el terrorismo o la incitación palestina”, destacó Greenblatt.

Bajo el Gobierno de Trump, EE.UU. ha vigorizado la defensa de Israel en Naciones Unidas. EFE y Aurora