Argentina se despide de Mallorca de cara a los partidos en Riad y Tel Aviv

Post thumbnailLionel Messi Foto: D.Nakashima/AFLO
La selección argentina ha realizado en Palma una sesión de entrenamiento a puerta cerrada, la última de las cuatro que en principio tenía previsto celebrar durante su concentración en Mallorca, antes de disputar sendos partidos amistosos ante Brasil y Uruguay.

El técnico del combinado albiceleste, Lionel Scaloni, decidió, por la lluvia, suspender la práctica programada en la mañana del miércoles en las instalaciones del Real Mallorca y sus futbolistas solo se ejercitaron por la tarde antes de jugar contra los brasileños, en Arabia Saudita, y los uruguayos en Israel.

Los 26 futbolistas convocados, con Leo Messi al frente, el cuerpo técnico y dirigentes de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) han permanecido cuatro días en Palma alojado en un hotel situado a unos ocho kilómetros del centro deportivo Son Bibiloni.

Messi, precisamente, fue el gran protagonista en la estancia de Argentina en Mallorca.

Se incorporó a la concentración el lunes a mediodía tras cumplir la sanción de tres meses que le impuso la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) por sus críticas a los arbitrajes en la pasada Copa América disputada en Brasil.

El crack del FC Barcelona hizo ejercicios en el gimnasio el primer día junto a su gran amigo Sergio “Kun” Agüero, del Manchester City, que también volvía a la selección, y ambos pisaron el césped el martes junto al resto de sus compañeros.

La presencia de Messi en la isla desató la locura entre sus compatriotas y los aficionados, quienes colapsaron los accesos a Son Bibiloni en el primer entrenamiento.

Tuvieron que intervenir la Policía Nacional y la Guardia Civil para frenar el ímpetu de los hinchas y organizar el tráfico en la zona, interrumpido por los aficionados y los cientos de coches estacionados en los arcenes de la carretera.

Más tranquila fue la sesión del martes, adelantada una hora por los responsables del combinado albiceleste para evitar las aglomeraciones.

El miércoles por la mañana, varios de los internacionales argentinos salieron de su hotel de concentración para firmar autógrafos y fotografiarse con los aficionados que desde el domingo pasado han hecho guardia en los alrededores del establecimiento para ver de cerca a sus ídolos.

La selección que dirige Scaloni tiene previsto viajar hoy, jueves, por la mañana a Arabia Saudita para enfrentarse el viernes a Brasil.

La gira del conjunto sudamericano finalizará el lunes en Tel Aviv (Israel) con el segundo partido que le enfrentará a Uruguay. EFE