Argentina pide que nunca más se repita el "horror" del Holocausto

Post thumbnailEl ministro Felipe Solá con sobrevivientes del Holocausto Foto: Cancillería de Argentina
Las víctimas del Holocausto tuvieron un sentido homenaje en Argentina, país que alberga la mayor comunidad judía de Latinoamérica y una de las más grandes del mundo, bajo el pedido de que "nunca más" se repita el "horror" que llevó a millones de judíos a campos de exterminio.

El canciller argentino, Felipe Solá, encabezó un acto en el Palacio San Martín de Buenos Aires para conmemorar el 75 aniversario de la liberación de los campos de exterminio de Auschwitz-Birkenau en el repudió el Holocausto y las circunstancias bajo las que se produjo.

"El horror tiene muchas facetas, pero es siempre horror. Hay algunas que conocemos los argentinos y yo diría que al horror de los 6,5 millones (de judíos muertos en el Holocausto) se le agrega el horror de la naturalización del asesinato masivo. Seguramente millones de personas naturalizaron eso, quienes sabían que ocurría aunque no pudieran detenerlo", reflexionó Solá.

La conmemoración del fatídico hecho inició con el encendido de velas de seis supervivientes de los campos de concentración bajo la mirada de sus familiares, representantes de la sociedad civil, el ministro de Educación, Nicolás Trotta, la ministra de Justicia y Derechos Humanos, Marcela Losardo, y otras autoridades.

El presidente argentino, Alberto Fernández, no estuvo presente en el acto, pero sí dejó un mensaje en su cuenta de Twitter con motivo de la efeméride.

"Hoy se cumplen 75 años de la liberación de Auschwitz-Birkenau, la cara más cruenta del infierno del Holocausto. Reiteramos el compromiso de la Argentina con la memoria, la verdad y la justicia. Recordar nos permite no repetir las tragedias de la historia", expresó el mandatario.

En el marco de esta conmemoración, Fernández viajó la semana pasada junto a Solá y otros miembros de su Ejecutivo a Israel para participar de los homenajes que se llevaron a cabo allí.

El canciller argentino aseguró en su intervención que "la Argentina humanista le dijo nunca más a los campos de exterminio y a toda forma de antisemitismo, racismo y discriminación", aunque recordó que no siempre fue así.

Según Solá, durante la última dictadura militar del país (1976-1983), en la que el régimen dejó miles de desaparecidos, a los judíos que secuestraban les aplicaban torturas más duras que al resto por el hecho de ser judíos.

Sobrevivientes del Holocausto encienden velas en la Cancillería Argentina Foto Ministerio de Exteriores de Argentina vía Facebook


El momento más emotivo del homenaje fue cuando Sara Rus, sobreviviente del Holocausto, subió para contar su historia.

Cuando vivía en Polonia durante su adolescencia, los nazis tuvieron cautiva en un gueto junto a su familia, y más adelante la trasladaron a campos de concentración.

Logró sobrevivir a esa experiencia e incluso durante su tiempo en el gueto conoció a su marido, con quien más adelante se mudó a Argentina y formó una familia.

Las desgracias para ella no terminaron ahí, ya que durante la última dictadura del país sudarmericano los militares hicieron desaparecer a su hijo, lo cual la animó a unirse a las Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, una de las organizaciones sociales con más peso de Argentina y que a día de hoy sigue reclamando justicia por el secuestro de los hijos de sus integrantes.

Pese a todo esto, se mostró satisfecha de haber podido formar una "hermosa familia", con nietas, cuatro bisnietos y "un quinto en el camino".

"Todo lo vivo y lo disfruto con mucho amor e intensidad", aseguró, antes de recibir un estruendoso aplauso. EFE