A los 102 años, fallece la Justa Entre Las Naciones más anciana

Post thumbnailFoto: From The Depths - Facebook
El 9 de julio, hace poco más de un mes, Krystyna Danko cumplió 102 años y era considerada la "Justa Entre las Naciones" más anciana aún en vida.

La semana pasada, Danko falleció tras haber sufrido de una recaída en su estado de salud. Krystyna había perdido por completo su vista y no podía salir de su casa.

La organización de recordación del Holocausto, "From The Depths", visitó a Krystyna para felicitarla en su cumpleaños y, tras ver su estado de salud, recolectó fondos para comprarle insumos médicos y una cama especial que le permitiera tener una mejor vida.

Jonny Daniels, activista de "From The Depths" publicó un emotivo recordatorio a Danko en las redes sociales donde decía que era "una heroína absoluta para el pueblo judío y la humanidad, así como para su familia".

Daniels replicó las palabras del hijo de Danko que recordó que a pesar de las dificultades "le dio a sus tres hijos todo lo mejor y apoyó a su esposo durante sus cinco años como preso político durante el terror stanlista, criando a los hijos en condiciones difíciles y apoyando a su familia".

"Descanse en paz, Sra. Danko, un ángel de bondad y justicia y un rayo de luz en un mundo oscuro y difícil", concluyó Daniels.


Antes de empezar la Segunda Guerra Mundial, Krystyna Danko se hizo muy amiga de Lusya, la hija mayor de una familia judía polaca.

Cuando la familia Kokoszko fue llevada al ghetto, Krystyna hizo todo para ayudarlos a escapar de los nazis. Krystyna logró ayudarlos a escapar del ghetto y esconder al padre, la madre y la hija mayor en un lugar secreto. Además, envió a la hija más pequeña en tren desde Otwock hasta un orfanato en Varsovia con una identidad inventada.

Durante el Holocausto, Krystyna era el nexo de comunicación de la familia Kokoszko con su hija menor arriesgando su vida constantemente, sin pedir nada a cambio.

Además de salvar a la familia Kokoszko, Danko también salvó a otra niña durante el Holocausto.